La base del PLD tragándose un cable.

0
728

Todo aquel que conoce el quehacer político, sabe muy bien que desde sus inicios el PLD tiene sentido de cuerpo y la mejor muestra es su llegada al poder en el año 1996, donde todos los sectores del mismo recibieron su cuota de poder.

José de la Cruz, autor de este artículo para La Vega Informa

No hubo un miembro del Comité Político y Central que no fuera tomado en cuenta, sin embargo, luego de su derrota en el año 2000, el partido realiza su famosa masificación (2001), con este nuevo método el partido creció y de manera lógica perdió esencia, no tanto así en su máximo organismo (el comité político). Cuando vuelven al poder en el 2004, el presidente Leonel Fernández les da entrada a figuras del sector empresarial, por ejemplo, Víctor Díaz Rúa.

Durante estos mandatos 2004-2012, Leonel Fernández le dio un trato exquisito a la alta dirigencia, media y baja de su partido, situándolos en posiciones que les permitieron cambia su estatus económico, político y social.

Con la llegada de Danilo Medina en agosto del año 2012, este le abre las puertas de su gobierno a figuras de la sociedad civil y empresarial en demasía, al extremo que en el palacio nacional solo él es un político 24 horas, dado que Carlitos Pared Pérez es su asistente y a la vez miembro del Comité Político, pero no posee vuelo independentista.

En lo que concierne a la provincia de La Vega, donde las bases han sido golpeadas de manera sistemática, un gran número de presidentes de intermedio y comité de base no están colocados en ninguna posición en el gobierno, a pesar de contar con el influyente José Ramón Peralta, Ministro Administrativo de la Presidencia, hombre de toma de decisiones de primer orden en el Palacio Nacional, Ángel Estévez Ministro de Agricultura y Julio César Correa, director de EDENORTE, institución que maneja más recursos que muchos ministerios.

Lo penoso es que, a pesar de contar con todo esto, no existe en su agenda un espacio para la base del PLD, llámese presidentes de intermedios y de comité de base, donde la nómina publica es de más de 650 mil empleados y dichas plazas están siendo ocupadas por amigos y allegados de estos influyentes funcionarios.

No estoy incitando a que se sobre cargue la nómina del estado (botellas), pero sí que las plazas sean ocupadas por la dirigencia de dicho partido, quienes son los responsables de que el PLD esté en el poder, no lo amigos de los mencionados funcionarios y por ende del presidente de la República.

La clase no se puede suicidar, debemos cambiar el esquema, porque hoy es a los miembros del PLD y mañana se replica en los demás partidos del sistema, que dedican su vida, su tiempo y sus recursos para que un partido llegue al poder y mañana quienes se benefician son otros, sin embargo, quienes trabajaron terminan como perico en la estaca y tragándose un cable.

José de La Cruz (Joselito).

Commentarios

commentarios